Entre todos los estilos, el diseño nórdico es el que crea un verdadero consenso general. La sencillez y la calidez que transmiten los muebles y los accesorios escandinavos al hogar son inigualables. Hay tantísimas empresas danesas, suecas y finlandesas a las que acudir si se quiere dar un toque de diseño escandinavo al hogar. Aunque la producción es muy amplia y diversificada, y existen diferencias estilísticas que varían según el origen, existen pautas generales que podemos encontrar en cada una de las piezas del estilo nórdico. ¡Esta es nuestra lista!

Fuente: Decoholic

Fuente: Decoholic

1. MATERIAL
La primera de las características del estilo nórdico es la extrema simplicidad de las formas. Las líneas se reducen al máximo, dando más peso a la esencia del material, que con su textura natural mejora el producto.

2. DURABILIDAD
La alta calidad del diseño escandinavo hace que estos productos sean auténticos y llenos de encanto. En diferentes casos, se trata de productos hechos a mano, de gran valor. Cada pieza se diseña para durar en el tiempo, con altos niveles de estabilidad y resistencia.

Fuente: sashadesigns

Fuente: sashadesigns

3. FUNCIONALIDAD
Otra peculiaridad del estilo nórdico es la funcionalidad. Un diseño que nunca es superfluo, nunca es para sí mismo, sino que siempre se dirige hacia la practicidad y la comodidad. La ergonomía se pone en primer plano, para el uso diario de toda la familia.

4. ATEMPORALIDAD
En muchos catálogos de marcas escandinavas hay piezas diseñadas en los años 50 o 60 que siguen todavía en producción hoy en día, en algunos casos ligeramente revisadas. Esto se debe a que esas características formales tan esenciales siguen siendo actuales. Una pieza de auténtico diseño escandinavo es, por lo tanto, una verdadera inversión que se transmitirá de generación en generación.

Fuente: Bloglovin

Fuente: Bloglovin

5. INGENIO
El diseño nórdico ha producido y todavía produce productos con gran ingenio, en el uso de materiales y métodos de producción. Lo sorprendente es que, con la síntesis formal extrema, se puede tener un gran resultado en términos de funcionalidad.

6. INNOVACIÓN
La experimentación en materiales es constante, para encontrar siempre algo nuevo pero siempre siguiendo cánones estéticos precisos. También gracias a la fusión con otras culturas, no faltan soluciones innovadoras, en particular con la japonesa de la que el estilo Japandi.

7. COLORES SUAVES
Es raro que un objeto o un mueble de diseño nórdico tenga un color llamativo. Los colores claros son los preferidos para su brillo. También es muy usual el blanco y la madera natural. Pero no todo es monocromático, de hecho el color también encuentra su lugar, con preferencia por tonos muy suaves, colores pastel o, en cualquier caso, no demasiado brillantes. En contraste con todos ellos, también se usa el negro, siempre en su justa medida.

8. NATURALIDAD
La sensibilidad ecológica ha caracterizado desde siempre a los escandinavos, por eso el diseño no puede estar exento de ese objetivo de proteger el medio ambiente. La madera es el material más utilizado para el diseño nórdico. Esto se deriva de la idea de fusionarse con el paisaje circundante que también se aplica en las casas.

Fuente: Residencestyle

Fuente: Residencestyle

9. LAS MISMAS REGLAS PARA LOS ESPACIOS DEDICADOS A LOS NIÑOS
En los hogares escandinavos, las habitaciones de los niños cuentan con las mismas características que encontramos en otras habitaciones. Los muebles destinados a los niños siguen las mismas reglas, pero hay muchos juegos y elementos decorativos, siempre en línea con los mismos principios de ecología y diseño.

POR CLAUDIA LOIACONO DE HABITISSIMO