Es verano y necesitamos color por todos lados, nos vestimos de alegría, palmeras, con colores menta , amarillo, ¿qué tal todo eso también en nuestra casa? .

En la obra del arquitecto Andrés Jaque, encontramos toda la alegría del verano concentrada en un lugar de cuento, como en el país de nunca jamás. Ese país es Ibiza, y la casa se aleja del clásico concepto arquitéctonico que impera en la isla pitiusa. Es una casa elevada sobre pilares metálicos -para no modificar su territorio-, con cubiertas ascendentes y pintada del color del cielo -para no interrumpir las vistas-.

 


andres_jaque_351665641_990x1200

1256141937-never-neverland-00


1256141959-never-neverland-04

Según la descripción del propio arquitecto, “la construcción de esta vivienda en Cala Vadella, Ibiza, pretende ensamblar un proyecto medioambiental (conservar la belleza y biodiversidad del valle), generar escenarios de seguridad económica a su propietario y construir un espacio intermedio entre lo posible y lo deseado”. Así, la casa cuenta con un edificio principal y dos anexos, a modo de cabañas, pensados para alquilarse en un futuro y así, compartir gastos. Tanto las diferentes edificaciones cerradas, como los exteriores programados (porta-coches, jardín de sombras, praderas inferiores y observatorio superior) están conectadas por una red de escaleras y rampas de trazado diverso.

andres_jaque_477756407_1204x1200

andres_jaque_149481924_800x1200

“La actuación parte de una parcela en pendiente, de 1.300 m2, con acceso por su parte más alta por una pequeña carretera al valle de la Cala Vadella, un pintoresco puerto natural. Con una pendiente media del 20% y orientación noroeste, desde el terreno puede verse la puesta de sol sobre un paisaje poco construido que cuenta con una cobertura vegetal continua, hábitat de una estimable diversidad animal”, señala el arquitecto.

En materia de eco-sostenibilidad, el arquitecto decidió elevar más del 80% de la masa edificada sobre pilares para evitar así cualquier tipo de transformación del suelo que alterase la presencia de comunidades vegetales y animales. Sobre las cubiertas, realizadas con una membrana de caucho, crecerá un jardín para compensar la parte natural que la edificación ha hecho desaparecer.


andres_jaque_819353185_1194x1200
FUENTE

¿De qué color es vuestra casa de nunca jamás?

 

Autor: Manolita

Diseñadora, Interiorista y casi Arquitecta. Minimalista a primera vista y caótica de corazón.